domingo, 16 de agosto de 2009

Córdoba, lider en electricidad de biomasa

Andalucía lidera la generación nacional de electricidad con biomasa con 15 plantas, de las que la mayor parte de ellas (8) se sitúa en Córdoba. Así, la comunidad produce 164,2 MW (82,7 MW en la provincia), el 44% del total español, lo que supone electricidad anual para más de 246.300 viviendas, según fuentes de la Consejería de Innovación, Ciencia y Empresa. Estas plantas, indica un comunicado de este departamento, utilizan como combustible restos de invernadero, orujo, orujillo y madera. El resto de los plantas andaluzas están ubicadas en Almería (2), con 3,4 MW; Jaén (2), con 20,3 MW; Málaga (2), con 16,8 MW; y Huelva (1), con 41 MW.

"La tradición de consumo de biomasa se debe principalmente a la existencia de industrias de aceite de oliva y al sector agroalimentario y en estos últimos años, el incremento en el uso de la biomasa ha sido del 10%", explica el comunicado.

Fuente: EFE

La noticia es buena, sin lugar a dudas, y esto unido a nuestra posición como 2ª provincia con más potencia solar FV instalada es algo que demuestra las posibilidades energéticas de nuestra provincia.

Pero deberíamos ir más allá y trabajar Universidad y sector privado en busca de mejorar procesos y revalorizar residuos que nos permitan seguir incrementando la capacidad de producción eléctrica de origen renovable.

Por ejemplo, aprovechar los residuos ganaderos de la zona de Los Pedroches para la creación de biogás que permita instalar una nueva central eléctrica.

O un mayor aprovechamiento solar termoeléctrico en la zona del Valle del Guadalquivir (Palma del Río, Fuente Palmera, La Carlota, Posadas, Guadalcázar,...). Ahora mismo hay 2 instalaciones solares termoeléctricas previstas por Acciona en dicha zona, pero su potencial es mucho mayor.

Y para terminar, el uso de tecnología híbridas, donde biomasa y solar permitan mantener la producción de dichas centrales durante todas las horas del día. Así se podrá hablar de una electricidad cada día más verde, aunque a priori se piense que esta será más cara, al final su menor impacto ambiental terminará por mostrar que a la larga esta energía es la más barata.

Otro día hablaremos de la nuclear.