viernes, 10 de julio de 2009

Nuevos hoteles a punto de estrenarse (II)

Hoy encontramos en los periódicos locales una noticia que llevaba esperando desde hace un tiempo, la apertura del nuevo hotel de 4 estrellas Las Casas de la Judería.

Tras varios retrasos de origen administrativo que les permitiera iniciar las obras de restauración y adaptación del edificio a sus nuevos usos hoteleros, los propietarios (la cadena Casas y Palacios de España) situaron entre abril y mayo de este año la inauguración, si bien no pudo llevarse a cabo por el propio ritmo de las obras.
Ahora se prevé que sea el 1 de octubre cuando abra sus puertas definitivamente.

A este establecimiento hay que sumar el famoso Palacio de Moratalla (ubicado en la carretera de Palma del Río, junto a la estación ferroviaria de Hornachuelos), el cual tendrá categoría de 5 estrellas (el primero de la provincia no ubicado en la capital).

Tras visitar este pasado fin de semana nuestra vecina capital de Granada, pude contemplar con asombro la grandísima cantidad de hoteles de que disponen.
Según una publicación disponible en el hotel, Granada cuenta con 44 hoteles de 4 estrellas y 5 de 5 estrellas.
Córdoba, en base a los datos ofrecidos por el Consorcio de Turismo y contando con próximas inauguraciones, dispone de 12 hoteles de 4 estrellas y 2 de 5 estrellas.
Teniendo en cuenta que la población de la capital granadina es de 236.900 habitantes (casi 100.000 personas menos que Cordoba), podéis imaginar el peso laboral que tiene el sector turístico en dicha ciudad.
Está claro que la Alhambra y Sierra Nevada son 2 alicientes de enorme peso, pero no olvidemos que Córdoba tiene un patrimonio mucho más extenso, y con la peculiaridad de que cada 3 ó 4 años descubrimos nuevos yacimientos arqueológicos que, puestos en valor, incrementaría el interés por la ciudad.

Según los datos del INE, Granada recibe anualmente 2,3 millones de viajeros frente al millón escaso que recibe Córdoba (viajero es solo aquel que pernocta en algún tipo de alojamiento), por lo que nuestros gestores (Ayuntamiento, Diputación y Junta) deberían afanarse en buscar un objetivo claro: realizar labores que incrementen el número de personas que pernoctan en la ciudad y prolongar la estacia de estos.

Como ejemplo de buen paso en esta dirección están las famosas visitas nocturnas a la Mezquita, (que no va a ser la panacea del turismo cordobés ya que se ofertarán unas 30.000 plazas anuales) pero luego tenemos otras medidas completamente equivocadas como son la no apertura de los jardines del Alcazar en horario nocturno, o mantener el horario de la Sinagoga de 15:00 a 17:00 en horario de tarde (en pleno verano).

Yo personalmente modificaría ese horario reforzando las visitas a partir de las 19:00, y forzando en cierta manera a que los visitantes en las horas de máximo calor disfruten de las piscinas de sus hoteles. Máxime teniendo en cuenta que la Junta de Andalucía pide que se eviten las horas de más calor, resguardándose en lugares refrigerados.

Otra opción de ocio que podrían aprovechar tanto cordobeses como visitantes sería una playa artificial, pero en lugar de en el Guadalquivir (por los riesgos que conllevan las corrientes del río) yo modificaría el canal del Guadalmellato a su paso por Córdoba, crearía una balsa con un gran frente a modo de playa y la dotaría de infraestructuras de ocio, de forma que sea utilizable durante todo el año, aunque para baño solo esté disponible en verano, coincidiendo con la época de riego (lo cual dota de agua al Canal y por lo tanto a la miniplaya, agua procedente del embalse del Guadalmellato, y que para nada afectaría al riego, ya que el flujo de agua sería continuo)

En invierno, sin agua en el canal, podría convertirse en una zona para actividades de todo tipo.

La ubicación de esta playa artificial, entre el tablero y la carretera de Trassierra, por ejemplo, así los vecinos de San Rafael de la Albaida podrían disfrutar de una infraestructura que durante tanto tiempo les ha supuesto un riesgo mortal.

Aprovechemos las características e infraestructuras de la ciudad y pongámoslas al uso y disfrute de cordobeses y turistas, que más de una familia lo agradecería al obtener empleo.

Se lo comentaré a mi buen amigo bloguero Rojunson para ver si se atreve con una recreación virtual de esta idea.

4 comentarios:

Marcos Y. Jiménez Hidalgo dijo...

Creo que Córdoba lo que necesita es una oferta hotelera más barata... bajo mi opinión creo que carece de ello y ya podemos ir subiendo de hoteles de 4 y 5 estrellas que si no aumentamos los baratos no va a aumentar mucho más el turismo.

rojunson dijo...

Veo que conoces mis gustos.La idea es muy buena y además es perfectamente factible sin necesidad de demasiados quebraderos de cabeza.¡Cuantas utilidades se me estan ocurriendo para el mismo canal!.
Por otro lado decirte que no ando parado y espero que te guste la idea del teleférico a la Sierra.
Que la disfrutes!.

http://cordobavirtual.blogspot.com/

Joselillo dijo...

Marcos, yo creo que Córdoba necesita más turístas de todo tipo de poder adquisitivo, para que se pueda crecer en la oferta hotelera.

Si miras en la web atrápalo.com podrás encontrar ofertas en hoteles de 4 estrellas que, en mi opinión, nada tienen de caro (precios de 180€ por 3 noches en una habitación triple, sale a 20€/noche, casi lo que te cuesta el albergue juvenil).

Con más turistas, habría más hoteles de todas las categorías, incluso habría más albergues juveniles.
Pero ya sabes que para conseguir eso necesitamos que los políticos hagan su trabajo y pongan en valor todo el patrimonio cordobés, ofrezcan horarios de apertura apropiados a la demanda y al clima de Córdoba y promocionen la ciudad en todo el mundo, creando infraestructuras que faciliten la llegada a los visitantes.

Joselillo dijo...

Rojunson, si es que somos almas gemelas,jejejeje.
A mi solo me falta la capacidad creativa para plasmar las ideas en una recreación virtual.

El proyecto del teleférico es algo que me pasó por la cabeza hace tiempo.
Yo pensé en un recorrido que uniera las Ermitas y la zona de El Tablero.
Otro recorrido interesante podría ser desde el Castillo de La Albaida hasta Las Ermitas.
Creo que sería una infraestructura de ocio que permitiría reducir el tráfico en las carreteras de la sierra a la vez que sacamos más jugo a las vistas de nuestra sierra.
Poner un restaurante-mirador en esa zona permitiría ofrecer a los turistas otra actividad nocturna, que unida a las visitas a la mezquita y a los jardines del Alcázar o una sesión en los baños árabes haría que muchos turistas prolongasen su estancia en la ciudad.

Estoy deseando ver la recreación de la playa artificial en el Canal.